Riff

“Esos temas no pueden ser”: el día que Boff pensó que Pappo le vetaba sus canciones y la sorpresa que se llevó

La formación más sólida de Riff fue con las guitarras del mítico Pappo y la rítmica de Boff Serafine, el más joven y el último en ingresar a la banda. Su recuerdo del último disco que grabó con el Carpo antes de su muerte y la historia del grupo que inventó el heavy metal criollo

Por Bobby Flores (Infobae)

Vitico, Pappo, Boff y Michel, la formación histórica de Riff

Hacia el final de 1976, Donna Summer grabó su primer álbum, dando inicio oficial a la temporada de la Disco Music. Por fin de la mano del gran disc jockey devenido en productor Giorgio Moroder, las músicas diseñadas para bailar toman las pistas. Básicamente, en una violenta New York a lo Taxi Driver las minorías étnicas, sexuales, religiosas y hasta intelectuales se sentían a cubierto en las incipientes discotecas.

En paralelo, en Londres debutan los Sex Pistols, poniéndole voz al desánimo juvenil de una Inglaterra detonada socialmente, llenándose de pobres que caían fuera del sistema. Además, la ola de inmigrantes jamaiquinos llenaba los suburbios de reggae, ska, dancehall, raggamuffin y demás expresiones artísticas fascinantes para esos chicos, que miraban su cultura con desprecio.

En el hemisferio sur, dos británicos criados en Melbourne se consagran mundialmente con High Voltage. AC/DC rompe todos los esquemas instalándose en Europa casi definitivamente cambiando no solo el sonido, sino la actitud de los rockers del planeta entero.

Aquí estrenábamos la dictadura mas sangrienta, miserable y vergonzosa de nuestra historia, así que los chicos que podían se las tomaban a lugares mas seguros. Aunque, por lo visto, muchas opciones no tenían. En fin.

Ese año, Pappo decidió irse a vivir a Londres. Allí también estaban, por separado, Vitico Bereciartúa y Michel Peyronel. El Carpo se encontró una noche con Michel, que estaba con su hermano Dany instalados desde hacía meses, provenientes de París. Se pusieron a ensayar algunas canciones a título personal, casi. Para no perder la costumbre, digamos. Pero no llegaron a nada, salvo un par de shows en pubs de amigos. Sonaban muy bien, pero la situación ayudaba poco.

Unos días después, cerca de Oxford Circus, se cruzaron con Vitico. Juntos fueron a ver a AC/DC, a Saxon, a Motorhead, todos nuevos. Como no podía ser de otra manera, algo les pasó por adentro, sin saber bien qué.

Como en el cine, vamos a negro.

Estamos en 1980, la dictadura sangrienta a pleno, no es un gran momento para hacerse notar. Se ilumina la pantalla entonces, con Pappo ya de vuelta en Buenos Aires. Estaba inquieto, como planeando algo grande.

El tao, que siempre hace de las suyas, lo cruzó con Vitico en un antro. Después de los abrazos recuerdan lo vivido en Londres. Ahí nomás deciden armar una banda. Podía ser tranquilamente una nueva reencarnación de Pappo´s Blues, aunque el plan era encarar algo más novedoso para la tribu que estaba retraída. Nada fácil.

Pasaron los días, hasta que una tarde en Dandy de Libertador y Coronel Diaz, Vitico ve bajar de una Vespa a un punk con botas blancas. No tardó en reconocer a Michel. Después de los saludos reglamentarios, le comentó de la banda con Pappo y lo invitó a un ensayo. Bingo. Un siete atrás de otro siete.

No querían reflotar una banda de blues, estaban más orientados para el lado Saxon/Motorhead de la vida que para el ya transitado sendero marcado por John Lee Hooker y Muddy Waters. Algo flotaba en ese aire que respiraban, que no terminaba de proyectarse nítidamente. Hasta que se dieron cuenta que lo único que necesitaban era otro guitarrista que estuviese a la genial altura de Pappo.

El primero en quien pensaron fue el Conejo Jolivet, ex Pappo´s Blues también. Resultó que el Conejo estaba con una nueva banda de La Plata, Patricio Rey, en el futuro completando el nombre con Redonditos de Ricota, así que dijo no, pero como corresponde a un rocker legítimo, les dió la solución. Los mandó a visitar a Pelusa Serafine, un pendejo que todavía no había hecho mucho pero tocaba como un dios.

Allí fueron Pappo y Vitico. No hizo falta mucho, enseguida tuvieron el sí de Pelusa. La cosa iba tomando forma.

En opinión de todos, necesitaban un cantante algo más afinado que Pappo, así que parten en búsqueda de uno que había tocado con Vitico en un efímero grupo que se llamaba Criss Cross, Juan Garcia Haymes.

Ahora si, nació Riff.

Boff, Pappo, Vitico y Michel en el Autódromo. Las imágenes se vieron en la película Barock de 1982 mientras tocaban Pantalla del Mundo Nuevo

Fue en noviembre de 1980, en un teatrito de Palermo de la calle Boulogne Sur Mer donde se anunció el fin de una era y el comienzo de otra sin solución de continuidad. Con todo decidido. Bajo la consigna, auténtica, cierta de toda certeza, de “Volvió el Rock ’n’ Roll. Adiós Pappo´s Blues, Bienvenido Riff”, debutó el quinteto, anunciado como Pappo, Michel, Juan, Pelusa y Vitico.

Subieron al escenario Pappo, Michel y Vitico para hacer tres temas de Pappo´s Blues ante la algarabía general. Después se integraron Pelusa y Juan para tocar otras canciones nuevas que nadie recuerda, dando la patada inicial en el culo de los dictadores de Riff. La monada estalla ovacionando el debut.

Dos cosas quedaron claras esa noche.

1. Pelusa no era un nombre adecuado para el rítmico de una banda protopunk de hard rock a tono con la incipiente ola de Metal que comenzaba a insinuarse tras el éxito de Kiss en USA y Queen en Inglaterra, que le podrían pelear el titulo a AC/DC. Decidieron nombrar a ese guitarrista, que tocaba genial y siempre en la parte oscura del escenario como Boff. Boff, sonaba bien, muy acorde a Boff tal cual es.

2. A pesar que no continuó con la banda, la gente recibió muy bien a Juan Garcia Hayme, excelente cantante aunque es posible que su timbre de voz fuese quizás demasiado alto para los amantes de la garganta del Carpo, que solo querían escucharlo cantar a él.

Ya como cuarteto, después de algunos shows en lugares chicos, graban su primer disco Ruedas de Metal en un estudio de televisión, en el viejo ATC, que tenía su propio sello discográfico, Tonodisc. Fueron los que editaron el primero de UB40 o Eddy Grant con “Living in the Frontline” en un loable intento de difundir músicas nuevas, bajo la atenta mirada del brillante productor radial/televisivo/discográfico Bernardo Bergeret.

Ya con el primer álbum participan de algunos shows y festivales que comienzan a cimentar el prestigio, especialmente uno en el crudo invierno del ´81 junto a Plus en la cancha exterior de Obras Sanitarias. Aunque fue más famoso por el horrible final que por la música digamos.

Pasó que las autoridades del club decidieron poner en el césped varias filas de sillas. Error. En medio del set de Riff se armó una batalla a sillazos entre el público que terminó con el final abrupto de la velada y las comisarías de Belgrano y Palermo llenas de punks metaleros que seguían dándosela en los calabozos.

Una historia de cadenas y violencias varias fueron la habitualidad en las presentaciones de Riff. Solo haré referencia a un par de hechos que determinaron que rompieran y volvieran varias veces, con distintas formaciones de diferentes suertes, hasta el final con la muerte de Pappo.

El primero fue el cambio de manager después del segundo disco Macadam 3210. Pirin Geniso, Prinpimpim Geniso, ex baterista de Avalancha, amigo de todos, fue el primero que managereó a Riff. Decidió en un momento, muy a lo Pirín, enfilar para New York a probar suerte y verdad allá. Así que le deja la ardua tarea un joven de 23 años llamado Mundi Epifanio, debutante en esas lides.

Pappo amó a Mundi por su pasado futbolero en Argentinos Juniors y su divertido desenfado para tratar a los demás. Todo iba de maravillas hasta que grabando un videoclip para Contenidos, su tercer disco, de la nada, Pappo encuentra una cadena que lleva a la locación. En medio del clip, ante la sorpresa de los otros, empieza a golpear la cadena contra el pavimento.

Los ánimos de la gente joven estaban más que caldeados por la militarización de todo , así que el paso de esa anécdota a que miles de chicos fueran con cadenas a los shows de Riff fue mínimo. Todo terminaba siempre mal, a los cadenazos por la calle, era parte de esos estúpidos folklores futboleros argentos que acaban atravesando todo. Quisieron arreglar las cosas en un show de fin de año en Ferro, con la consigna “Riff termina el año sin cadenas”. Fue peor.

Terminaron el show antes de tiempo sin poder usar la parafernalia de bengalas y fuegos artificiales que habían preparado debido al peligro que entrañaba un escenario, a esa altura de la velada, atestado de público que entre cadenazos y abrazos se mezclaba con los músicos. Cuando la violencia baja de tan arriba en una sociedad, el efecto del espejo se multiplica en todos lados.

Se separaron y se reunieron muchas veces, Dany Peyronel, Jota Morelli, Jaf, Oscar Moro, el mismo Juan Garcia Haymes fueron y volvieron. Pero los cuatro originales fueron cosa seria.

Su última vez fue abriendo los shows de los Rolling Stones en River en el 95. Su último gran disco fue Que sea Rock en el 97.

Me encontré con Boff. Siempre es bueno encontrarse con Boff Serafine. Hablamos justo de sus temas en ese disco.

“Tengo presente la grabación en los estudios Del Abasto con Alvaro Villagra de productor. Hice ‘En un harén de Agadir’, ‘Reza Duro’ y ‘Estamos Hartos’. La particularidad de esos temas es que la letra entera es de Pappo y la música mía. Completamente mía. Así fue que se las dejé en una maqueta que hice en un portaestudio que había comprado Pappo para justamente hacer los demos ahí. Era un sábado que estábamos en la casa de Vitico, ahí nomás termino de componer los temas, los armo, se los dejo listo. Entonces le digo por teléfono: ‘Mirá Carpo, acá te dejo tres canciones, después decime si te gusta alguna y la terminamos’.”

“Al otro día yo estaba almorzando con mis viejos en casa y tipo 3 o 4 de la tarde me llaman. Era Pappo, me dice: ‘Que hacés loco, escúchame, es para decirte algo, no pueden ser esos temas que me dejaste ayer…’”.

-¿No pueden ser? Bueno, te agradezco la sinceridad, entiendo… – respondió Boff.

-¿Ah, vos creíste que no les habían gustado?- Le pregunto yo , sorprendido aún sabiendo la respuesta.

-Claro. Pero ahí nomás me empieza a recitar la letra de ‘Reza Duro’. Imagínate Bobby, me quedé flasheado mal. Me dice Pappo, se llama “Reza Duro”. El otro que me dejaste se llama ” Estamos Hartos”. Bueh, le digo yo mientras empezaba a recitarme ” Estamos Hartos”: ‘Estamos hartos de tanta presión, de tanta envidia…’, me gritaba Pappo Impresionantes… de un día para otro hizo las dos letras y son eso, impresionantes. ‘En un harén de Agadir’ la terminó después, ahí ayudamos los otros, como en ‘No obstante lo cual’. Todos los demás temas eran de él, eran todos geniales.”

Reza Duro dice asi:

“Vamos bosquejo, tu fuiste quien fue,

Por eso te echamos de nuestras tierras,

Y bajo la espera de toda creación…

No es necesario recurrir a conceptos tan abstractos para tratar de comunicarse

Lo material te convirtió en un sorete,

Tu canción no es igual.

Oh, oh, oh,

Lo desconocido te tiene apartado, los obstáculos son cada vez mas difíciles.

Frases fáciles de obtener y difíciles de comprender.

Buscando el reencuentro en fuerzas ocultas,

Las leyes del tiempo no la aceptaron

Oh, oh,

En nombre de Cristo pretendes hablarme

Y no lo consigues, no, no, no

Por eso te imploro, tienes una opción

Reza duro, reza muy duro oh, oh, oh,

Reza duro, tienes una opción,

Oh, oh, oh.”

Un gran disco, que en una buenísima edición en CD viene con el concierto de presentación en La Plata, brillante. Fue el último registro de Riff, la gran banda que nació en plena dictadura y junto a Los Violadores, con quienes compartieron escenario muchas veces, fueron la única patada solapada a los dictadores de parte de toda la tribu rocker, que vivían cuidándose de a uno, pero de a muchos metían miedo. Hard times.

Riff a finales de la década del 90. Su último disco en estudio, Que sea rock, fue grabado en 1997

Sigue Boff: “A mi ‘Reza Duro’ y ‘Estamos Hartos’ me parecen masterpieces. Las destaco por esas letras… ‘Vamos bosquejo, tu fuiste quién fue…’ Todas estas conjunciones de palabras, ¡increíbles! Incluso la parte que dice … lo material te convirtió en un sorete…´´ eso resume todo, con un poncho que le entra a varios.”

Le pregunto en qué anda y me contesta Boff: “Estoy tocando y produciendo Fin de una Era con una banda que se desarrolló tocando canciones de Riff como ‘Zona de Nadie’, ‘Reza Duro’, ‘La Frontera Inesperada’, ‘Sigo Buscando’, temas muy puntuales que son adaptables a un género sinfónico. Las partes fuertes de Riff adaptadas a lo sinfónico. Muy al 2022, con un concepto europeo, adaptados con mucha preponderancia en los teclados. Con versiones en algunos casos muy libres. No muy atadas a las originales. El objetivo no es imitar, ni emular, ni homenajear, ni tributar a Riff. Como parte, miembro y socio fundador de Riff, me pareció bueno rescatar lo que supongo mejor de un repertorio, para empezar de cara a una nueva era de composición. Sería el fin de una era con evolución. Vamos después a lo nuevo. Tengo ahora una banda con dos chicas en la formación, Alejandra Rama en la voz con Patricia Flores en el bajo. Esto será el “Evolution 2022″. Banda nueva, obra nueva. Estoy en eso ahora.”

Celebro que Boff esté en acción, desde Boxer adoro a este tipo. Suma que Peyronel está presentando su excelente nuevo disco. Y Vitico está tocando con Gaby Carámbula, puro rock´n roll.

Pappo mira desde algún lado, contento.

#ELSIESTERO, anécdotas de las mejores Bandas del Mundo, Domingos de 17.00 a 18.30 hs. 105.1FM www.fmsos.com.ar

Compartir:

MÁS NOTICIAS

Nos Presenta Material La Banda @funkadella_deluxe @funkadella.deluxe Imperdible!!! Este Domingo 29 de Enero De 17.00 a 18.30 @fmsos1051...
Fito Páez habló sobre la canción de Charly García que le cambió la vida El rosarino conversó con...
Domingo 29 de Enero del 2023👍 Puro Rock🤘 Anécdotas De Las Mejores Bandas De Acá y Del Mundo👏!!!...
El funk es sudor, baile y joda extrema y Dante Spinetta lo sabe El año comenzó con funk....