Dante Spinetta

Dante Spinetta presentó su nuevo disco, nacido entre la pandemia, la muerte de su madre y la felicidad

Dante Spinetta es una de las figuras de la música argentina de los últimos 30 años. Esa pasión artística la tiene latente en su ADN. Mesa dulce es su quinto disco solista de estudio, en donde el exintegrante de Illya Kuryaki & The Valderramas exploró sus gustos musicales llevándolo a un punto superior. A lo largo de estos 10 nuevos tracks, el cantante y guitarrista agradece y celebra la vida, pero también se la jugó por lo que realmente siente.

“La idea nació en un momento de mucha felicidad, aunque suene un poco contradictorio. Son temas que aparecieron en pandemia, en las primeras semanas, cuando pensábamos que era una suerte de apocalipsis zombi”, recordó Dante Spinetta a La Viola, a pocas horas de la salida del álbum. En aquellas semanas de incertidumbre y parate, el cantante se encerró en su casa con sus hijos y se puso a escuchar mucha música. Aparecieron esos artistas que lo marcaron como James Brown, Sly & The Family Stone y Prince, entre otros, que lo llevaron a crear nuevas canciones, una gema que tenía que tallar y pulir.

Dante entró en una suerte de viaje, una conexión fuerte con el funk, con lo más primitivo de la música que sentía en su interior. “Es la razón por la cual hago música”, definió. “Empecé a escribir temas sin parar todos los días. Mientras cocinaba o limpiaba aparecían algunas ideas. Me metí en una vibra en donde de golpe había armado un disco”.

El hijo del Flaco también vivió momentos difíciles como la muerte de su madre Patricia Salazar. ”Todo se puso muy negativo. Fue como un cambio de polaridad, con cosas heavys como el fallecimiento de mamá. Se me cagó el bocho un poco y paré de grabar. Pero estaba toda esa energía contenida que ya había flasheado y que le había puesto ‘Mesa dulce’. El título tiene que ver como que era el mejor momento de la fiesta para mí, como el mejor momento de mi vida, si la vida es justamente una fiesta o un carnaval como cantaba Celia Cruz”.

EL LADO OSCURO DEL CORAZÓN - Dante Spinetta

La creación de los temas de “Mesa dulce”

– ¿Cómo fue retomar el trabajo?

– Cuando recuperé mi energía empecé a hacer un disco con esa sensación de seguridad de que estaba haciendo lo que realmente quería. No me importa las tendencias o si el disco va a vender. Voy a ser lo mejor. Es un álbum que va por el funk, con un par de canciones más tranquilas, que tienen arreglos de cuerdas. Es una nueva etapa.

– ¿Cuál fue la primera canción en aparecer de este proyecto?

– ‘El lado oscuro de la canción’ fue la primera y también fue el primer corte del disco. Empecé a hacer un beat, toda la programación del tema, agarré una guitarra que tenía en casa y salió todo instantáneamente. Esta canción define toda esa vibra que sentía, con un sonido neosoul, con vientos más retro, y que me pareció un combo medio nuevo. Si bien con los Kuryaki hacíamos funk, fue un desafió en llevarlo a otro nivel. La verdad que pude llegar a un nivel más arriba en el funk latino. Me pone muy feliz, ya que siempre quise sonar como en este álbum. Quizás antes no tenía las herramientas mentales y ahora sí. Es arrancar con una nueva etapa.

– “Rebelión” es el tema que abre “Mesa dulce” y creo que adelanta un poco lo que vamos a escuchar en el resto del material

– Hice un álbum conceptual. Hay una historia y una identidad. Me gusta trabajar así y no es una colección de singles. Cuando escucho a mis artistas favoritos, me gustan más los temas que están dentro del álbum y que no fueron corte de difusión. En este trabajo me pasa lo mismo. Creo en la música y no hay que dejar que la industria nos limite. Eso sería empezar a tenerle miedo a lo que dirán. Hay que jugársela en el arte. Si tenés miedo salís medio raro. Hay veces que es normal tenerlo, pero es bueno llegar a ese lugar donde estás seguro de los que hacés porque lo sentís.

– Creo que el público se da cuenta si lo hacés de forma forzada

– Hay veces que las elecciones que uno hace no son muy entendidas. Nos pasó con IKV. Cuando nos separamos en el 2000, en el último show tocamos para 900 personas y nos costó vender las entradas. Volvimos para 30 mil. Hay veces que ponerse a pensar tanto en el sentido de querer encajar es malo para el arte. Hay que jugársela inclusive con tus contradicciones. Yo me hago cargo. La vida es un aprendizaje y llegué a un lugar donde me siento muy cómodo con el disco. Lo grabé en un momento muy duro por lo de mi mamá, pero lo hice con mucho amor como me enseñaron mis viejos.

– En Mesa dulce también hay temas más tranquilos como “Ridículos” o “Primer amor”

– Me gustan las baladas que tienen los discos de funk. Artistas como Prince o Stevie Wonder tienen esa cuota más soul. De golpe te meten una balada que te liquida. Es algo que voy a profundizar. Me debo un disco tranquilo, con arreglos de una orquesta. Quizás lo saque con el próximo álbum. Ya tengo algunas cosas armadas, más soul, y con melodías más tranquilas. Uno tiene prejuicios siendo argentino o latinoamericano que no te dan bola. Cuando sacamos ‘Abarajame’ con los Kuryaki, viajamos a Nueva York y recuerdo que estábamos en la cuna del rap, cuando explotaban The Fugees, Tupac, entre otros, y pasaron unos puertorriqueños escuchando nuestra canción. Nos dimos cuenta de que éramos parte de la cultura. Lo sentimos como un orgullo. Nos dimos cuenta que se puede.

Dante y Emmanuel, en los días de IKV.

Trueno y Ca7riel, invitados en “Mesa dulce”

La banda que acompaña a Dante en el estudio es la misma que lo hace en sus presentaciones en vivo: Matías Méndez en el bajo, Pablo González en batería, Axel Introini en teclados y Carlos Salas en percusión.

Dante se encargó de las guitarras, las voces, el beat y la producción. Mesa dulce fue grabado y mezclado en el Estudio La Diosa Salvaje de Buenos Aires, con Oscar ¨Saga¨ Herrera como ingeniero de grabación y mezcla, junto a Mariano López, ingeniero de mezcla y legendario técnico de grabaciones históricas de Luis Alberto Spinetta, Charly García y Fito Páez, entre otros.

Además, los arreglos de vientos estuvieron a cargo de Michael B. Nelson, el mismo que trabajó muchos años con Prince. Trueno, en “Sudaka” y Ca7riel en “Gambito”, fueron los artistas invitados. Una nueva generación del mundo urbano que lo tiene a Dante como uno de los principales referentes.

“Son dos invitados estelares. Los admiro mucho y la verdad que la rompen. No hubiese colaborado con nadie que no lo sienta con el corazón. Cada uno tiene su estilo. Cuando compuse ‘Sudaka’ pensé en Trueno. Él es argento y la rompe sobre cualquier ritmo. Se copó rapear arriba de un funk. Lo grabó en España y quedó increíble. Explotaron los parlantes en el estudio. Con Ca7riel pasó lo mismo. Es muy talentoso y toca la guitarra a mi estilo. Es como un hermano menor. Tenía que estar en el disco”, concluyó Dante.

#ELSIESTERO, Historias y anécdotas de las mejores Bandas del Mundo, Domingos de 17.00 hs. a 18.30 hs. 105.1FM www.fmsos.com.ar

Compartir:

MÁS NOTICIAS

Cosquín Rock confirmó los horarios para su edición 2023 Ciro y los Persas, Divididos, Babasónicos, Tiesto, Fito Páez,...
Depeche Mode anunció el lanzamiento de su nuevo disco: su primera canción será “Ghosts Again” La banda británica...
“Capto impresiones”, un recorrido fotográfico que cuenta la historia de Virus con varias imágenes inéditas   El atlas...
Así fue el día que Ramones tocó por primera vez en Buenos Aires En febrero del 87 la...